Autoridades y estudiantes de formación docente disertaron sobre desafíos educativos frente a las violencias de género

Un día como hoy en 1960, las hermanas Patria, Minerva y María Teresa, las “Mariposas” Mirabal, fueron asesinadas en República Dominicana, durante la dictadura de Rafael Trujillo. Desde 1981, en conmemoración, se instauró el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

A 60 años, referentes, autoridades, docentes y estudiantes debatieron acerca de la importancia de la educación, de la memoria, la Educación Sexual Integral en el proceso hacia un mundo menos violento.

La directora ejecutiva del INFoD, Mercedes Leal, expresó que el instituto trabaja fuertemente con la ESI en sus propuestas formativas: “La ESI tiene que estar presente permanentemente en las escuelas. Hay muchas mujeres docentes y estudiantes que sufren violencias, maltrato, acoso, situaciones de presión y, en muchos casos, son invisibilizadas. Es necesario habilitar políticas de no violencia en todo el sector”.

Celeste Adamoli, directora de Educación en DDHH, ESI y Género, puntualizó la importancia de los institutos de formación docente en tanto espacios pedagógicos y planteó un cruce entre ESI y Memoria como potencia pedagógica para seguir pensando. “Peleamos por la no violencia, por vínculos más saludables e igualitarios. La ESI vino a mover la escuela, pero también a la sociedad, porque la escuela sola no puede”, agregó.

Micaela Garibaldi, directora de Capacitación al Sector Público en Género y Diversidad, recalcó la importancia -además de la ESI- de la Ley Micaela como oportunidad de cubrir la enseñanza en estas temáticas para aquellas personas que no transitaron su escolaridad con ESI para desmontar la estructura patriarcal y desarticular las desigualdades estructurales, que son la base de las violencias por motivos de género. “La conversación no es entre feministas. Debe incluir. Debe ser un espacio que trabaje con conflicto, tensión, resistencia, de manera amorosa, a fin de desarmar miradas. Para eso es necesario, primero, alojarlas”, finalizó.

Graciela Morgade, subsecretaria de Participación y Democratización Educativa, propuso tres ejes críticos para mirar: la sospecha en la neutralidad del conocimiento, la sospecha de los sesgos biologicistas para nombrar a los cuerpos y de los intentos de invisibilización de las formas de la violencia. “El sistema patriarcal y el machismo son violentos pero hay otras formas mucho más sutiles, que son justamente aquellas que la ESI ayuda a visibilizar”, explicó. Además subrayó la importancia de la pedagogía del cuidado contra la violencia y los Derechos Humanos como pacto para la vida en común. Para terminar, homenajeó a las/os estudiantes: “acompañan cuando vamos bien y demandan cuando nos corremos del eje”.

La mesa panel de autoridades puede verse aquí

Participación colectiva

Docentes y estudiantes de Institutos Superiores de Formación Docente expusieron sobre estrategias colectivas e institucionales para el abordaje de las violencias por razones de género en los ISFD.
Sol Muñoz, María Micaela Gómez y Sol Godoy expusieron sus experiencias de intervención y acompañamiento. Abrió la mesa Julia Saldaño (Directora Nacional de Fortalecimiento del Sistema Formador del INFoD) y coordinó Carolina Diana. Todas las ponencias pueden verse en este video

Además, el área de Políticas Estudiantiles del INFoD convocó a estudiantes y docentes de todo el país a producir piezas gráficas en el marco de la conmemoración del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. La convocatoria “Ojos que ven: revelar las violencias desde y en la formación docente” sumó miradas y creatividad para construir una campaña gráfica nacional que logre resumir y dar cuenta de los distintos tipos de violencia que se ejercen sobre las mujeres y personas LGBTI+ y las luchas por erradicarlas. Las producciones pueden verse en esta nota.